Despues de la via de la mecanofilia, o cuando el apego por los coches se nos va de estas manos

Despues de la via de la mecanofilia, o cuando el apego por los coches se nos va de estas manos Se acerco con camino lento sin embargo dispuesto a las escalones que le separaban de el garaje. Los pies descalzos acusaban el frio piso sobre la estancia, oscura, donde la fina funda sobre tejido le …

Despues de la via de la mecanofilia, o cuando el apego por los coches se nos va de estas manos Read More »